Galletas rumkugeln para acompañar y un acto solidario

Mi querida Lola publicó unas galletas navideñas muy especiales. Lo primero y menos importante, especiales porque llevan mi nombre y mi miniyo interior se expande de felicidad cada vez que alguien querido me nombra y dice cosas bonitas de esta cotorra que cocina y zampa por este blog... emoción, mucha, y más al leer su concepto solidario que -me consta- va más allá de un simple gesto o palabras. Ella hace, no solo habla y eso es grandioso. Porque hay mil maneras de ayudar a los demás y como dice ella, gastando poco tiempo porque huecos y oportunidad siempre habrán y más con los tiempos que corren...
Y así, a través de ella es como he conocido esta iniciativa  #RecetaSolidariasParaNavidad. Las normas y bases de esta acción requieren que la receta sea económica y digna de una mesa de navidad. Ya sabes que yo no engalano mucho aunque sí decoro con especial mimo. Unas manzanas o mandarinas, unos frutos secos o castañas y un par de flores y queda un centro de mesa espectacular. Mi cubremanteles, el clásico de vichy rojo que no solo usamos en navidad sino los domingos especiales. Nuestros menús son siempre de lujo pero con productos sin revalorizar en las fiestas. Sé que en España mucha gente no entiende una cena de navidad divertida y feliz sin servir mucho marisco, patés y asados de babies, contra más baby el bicho mejor... Pues yo no. Babies dejé de comer hace tiempo. Me parecía una moral recortada eso de no comer pezqueñines pero si cerditos y corderitos recién nacidos. No sé, me lo pensé y no me gustó la idea. Me estaba zampando sin pestañear bebés lactantes que se les sacrifica sin pudor y sin cuidar que no sufran el estrés del matadero. No calzo y ni visto esto desde hace unos años. Mi vida es igual de plena y disfruto igualmente de un buen bicho adulto. A ser posible -cuando el bolsillo nos lo permite- lo compramos en granjas donde sabemos que han llevado una buena vida y se les sacrificó con respeto... y desde luego, mi bolsillo agradece una barbaridad no tener que pagar esas sumas por unos langostinos, un centollo o unas cigalas... pues tampoco me da la gana de incrementar las arcas de esa pandilla de intermediarios que se forran a costa de especular con los productos navideños...
Así que con esta acción podemos por un lado ser solidarios con nosotros mismos y hacernos un gran favor ahorrando para los chicos o para cuando arrecie tormenta, cosa que en cada vez más hogares acontece. Además, si bajamos el listón, haremos que los que no tienen ni para pagar las facturas no se sientan frustrados y derrotados. Odio que nos hagan sentir que vivimos en un mundo de vencedores y vencidos. Estar en lo alto de una cima o pasando un bache es parte de la vida y no debemos consentir que nos etiqueten por ello. Es más honesto vivir acorde a lo que uno tiene que hacerlo presumiendo de un lujo ficticio a costa del bienestar de los suyos...
No quería hacerlo pero no me he podido resistir. Sí, he ido otra vez a la rae y aunque todos relacionamos solidaridad con caridad no lo es. Se define como una adhesión circunstancial a la causa de otros y tal y como están las cosas es lo mejor que podemos hacer. Ayudar a los que las pasan canutas y no hay que hacerse socio de hornos sin fronteras. Lo mismo en la puerta de al lado, vive alguien solo, enfermo o pasando dificultades económicas. Abre tu casa de par en par y si tienes que poner un comensal más en tu mesa, que así sea. Hornea unas galletas y llama a su puerta, porque en Navidad todo está permitido y lo mismo, a estas alturas de la vida, se conceden milagros...
Y aunque más prosaico y mundano que sepas que yo no tendría que estar aquí escribiendo esta entrada. Ando con 8 kilos de galletas surtidas entre manos. Son para inaugurar el primer domingo de adviento... y las que nos quedan. Así que me hizo tanta ilusión que Lola y yo andáramos las dos entre masas navideñas que no me he podido resistir a enseñarte estas galletas que forman parte de mi zarzuela de adviento. Las he llamado rumkugeln porque se parecen mucho, pero en lugar de versión trufa en versión galleta. Son rápidas de hacer y seguro que tendrás que esconderlas como he tenido que hacer yo porque sino, estás vuelan...

Ingredientes: (la receta la encontré aquí)
  • 170gr. de mantequilla a temperatura ambiente
  • un poco de vainilla molida o extracto
  • 2-3 cucharadas de ron añejo
  • una pizca de sal
  • 75gr. de azúcar
  • 200gr. de harina repostera
  • una pizca de canela
  • 175gr. de chocolate negro
  • 100gr. de nueces molidas (yo las mezclé con avellanas molidas)
  • azúcar glas para expolorear

Preparación:

Precalienta el horno a 180ºC. Pica el chocolate en una tabla espaciosa y un buen cuchillo de cocina. En un bol, mezcla la harina, la sal y la canela con la mantequilla hasta que esté integrado (es una masa blanda). Le añades el chocolate, las nueces, el ron  y la vainilla y mezclas con las manos hasta que esté todo uniforme. Haz bolitas de unos 13-15 gr. y las colocas sobre  la placa del horno. Deja separación entre unas bolas y otras. No sobrecargues la bandeja. Hornea como unos 20 minutos. Aún templadas, espolvorea el azúcar glas por encima.




NOTA:
Esta es la versión que ha hecho Lola. Divertidas como solo ella sabe hacerlo :-) en lugar de kugeln (bolitas) las hizo en forma de croqueta. Esto es lo que se dice hacer una versión española y lo demás es bollería... gracias Lolibel!


43 comentarios. ¿te animas?

  1. Hacía tiempo que no recalaba en este recuadrito para comentar¡¡¡ Y no es que no haya pasado por aquí a leer a mi querida Mai, es que no he tenido tiempo para nada en los úlitmos dos meses. Pero hasta aquí ha llegado la cosa. No puedo seguir mas así, y sobre todo después de leer a mi Mai, grandiosa con las palabras, que te llegan al corazón y son un absoluto revulvisvo a las conciencias. Que razón tienes, y que razón tiene Lola, por desgracia no hay que mirar muy lejos para encontrar a tanto necesitado de "solidaridad". Y es que como bien dices, y suelo coincidir yo contigo habitualmente, la vida es una Noria, unas veces te toca arriba y otras abajo, y lo principal es vivir cada momento con la mayor dignidad posible.

    Yo hoy he conocido esta propuesta, y despues de leeros hasta se me hace un poco duro publicar nuestras recetas en el blog, como si los necesitados muchas veces fueran a tener cuartos para poder tener una conexicon a internet, y nosotros ale, mirandonos el ombligo.. pero es cierto, si al menos el discurso cala, si al menos una de estas recetas sirve para alegrar estos días a alguien necesitado, lo daré por bien hecho. Ahora Virginia a darle al coco, a ver que se te ocurre.. Bss preciosa y encantada de poder escribirte de nuevo.

    Virginia "sweet and sour"

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Amoreeeeee, este recuadrito estará de guardia las 24 horas tardes dos meses o dos lustros. Da igual y además ¡mira quién escribe! si es que me acostumbrado a leer entradas desde el móvil y eso de darle a la tecla del Handy como que no es mi cosa... ea!

      Creo que ya lo hemos hablado más veces. Desde el blog podemos hacer mucho. Pararnos nosotros a pensar mientras escribimos y otros mientras nos leen. Desde luego que la acción en sí no ayuda al necesitado pero lo mismo, alguien tiene oportunidad de cruzar el descansillo y ofrecerse al vecino... tenemos que hacer y el primer paso para lograrlo es decir:-)

      Bueno, bueno, todo lo que haces es tan precioso que quedará genial en esta acción:-) el gustazo es todo mío,
      Besos

      Eliminar
  2. Mai, qué razón tienes en todo... en todo! Yo soy de las tuyas. Celebremos la Navidad, que es miércoles, o lo que se tercie... pero con cabeza!
    Me encantan esas galletas, tomo nota porque las navidades las pasamos aquí solitos. Al menos tendré un pedacito de tu calor bloggero conmigo en fiestas.
    besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es Aisha! buenas tardes lindura! Andaaaa mira que te iba a preguntar porque a partir del 26 estaré en Barcelona.. este año me escapo a pasar unos días con mi mayor. Ya que él no puede venir pues nos ponemos nosotros en marcha... en cuaquier caso, sé que disfrutarás :-)

      BEsos

      Eliminar
  3. Hola, me llamo Elia Marta. Me ha llegado al corazón tú relato, tienes que ser una persona muy especial. Y por supuesto, las galletas con ru nombre y tu duendecito inteior me parecen GENIALES. UN saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Encantada Elia Marta, muchas gracias por tus cariñosas palabras, me llegan preciosas y suaves:-) un gusto conocerte!
      Un fuerte abrazo,

      Eliminar
  4. Gracias jamia no sólo me ha encantado la receta sino también todo tu blog, hay que contagiar de sonrisas nuestras mesas y despertar la alegría y la esperanza para cocinar con alegria, un beso grande corazón.. no sè si sabes que tenemos un blog solidario donde se publicará tu receta.. a lo mejor podemos ayudar un poco más alla que con recetas.. en eso andamos, te pongo el enlace por si quieres ser seguidora de las recetas de todos..http://recetassolidarias.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Helena!!! enhorabuena por la iniciativa. Es fantástico todo lo que nos incita a pensar en voz alta y mirar el mundo con más optimismo. Estoy segura que las recetas siempre ayuda. Es siempre en las cocinas donde se arreglan los entuertos familiares y las penas de amor, donde se cuentan las preocupaciones por unos y por otros. Antes -lo he vivido, qué afortunada soy- era muy típico que si caías enferma una vecina te acercara a tu puerta un cazo con sopa y otra se ofreciera a recogerte al niño del cole a la que iba a por el suyo... está en nuestro alma hacer estas cosas pero un día alguien dijo que eso era de cotillonas y de metomentodos y nos encerramos cada cual en su casa a cal y canto... no, no, hay que retroceder. Está muy bien que nos recordemos que hay que ayudar más a los demás porque ya está claro que al estado le importamos un pimiento así que o nos apañamos entre nosotros o no habrá futuro...

      Así que enhorabuena de nuevo y estuve ojeando el blog pero muy de pasada que hoy he tenido el día fino... más que fino, intenso, vaya que no he para'o.. volveré como dijo el terminator :-P

      BEsos!!!!

      Eliminar
  5. Se ha perdido en parte el sentido de lo que significa la navidad. Lo hemos convertido en gastos superfluos para regalos y grandes comilonas, cerrando los ojos a lo que de verdad importa.
    Tus galletas son una delicia.
    Buen día

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí, nos tienen abducidos desde hace muchos años y no somos capaces de salir de esta espiral pero no se puede dar la cosa por perdida. Como decía Lola, tenemos que transmitir las cosas buenas a nuestros hijos y romper con las malas costumbres. Que bien suenan unas navidades como más tiempo para disfrutar y reduciendo al mínimo todas esas horas de compras, regalos, pisotones, colas, etc... hay que disfrutar con lo auténtico:-)
      Un besazo

      Eliminar
  6. Si por fuera ya son una irresistible tentación, cuando ves su interior ya es tú perdición... Excelente iniciativa #RecetaSolidariasParaNavidad.

    ResponderEliminar
  7. Ya sabía yo que tu no podías faltar en esta iniciativa que como mínimo servirá para que tomemos conciencia de lo realmente importante tanto en estos días de fiesta como en los días normales. Saber que hay mucha gente que necesita una mano amiga y que una comida no es mejor por estar hecha con ingredientes más caros, sino por estar hecha con cariño y ser compartida con quienes queremos.
    Y esas galletas tuyas, aparte de ser deliciosas, seguro que llevan una carga inmensa de alegría y amor.
    Un besazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ay Lola! qué pocos secretos tenemos a estas alturas:-D nos vemos venir a la legua jajajaja! pero es que estas cosas ya sabes el carrete que me dan. Menos mal que tenía prisa y no he podido explayarme :-D si no la lío parda... pero es como dices. Lo importante es compartirla con los que queremos y disfrutar de lo lindo y para eso no hace falta muchas galas que el salero en las fiestas no se pone encima de la mesa sino que se lleva en el alma:-)

      Un besazo!

      Eliminar
  8. Pero qué cosa más rica! Nunca había visto unas galletas parecidas, pero todos los ingredientes son riquísimos! Seguro que están para chuparse los dedos!
    Me ha encantado la iniciativa solidaria!
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Fani, en serio que son galletas para mantenerlas lejos de las grullas que son capaces de engullirlas de una tirada:-)
      Besos

      Eliminar
  9. No me he ruborizado cuando he leído tu "entradilla" ( como en el teatro) porque estaba llorando de emoción, no estoy acostumbrada a estas cosas, de hecho procuro que mi mano derecha no sepa lo de la izquierda, yo si se ese refranillo. Me d mucha vergüenza, sí si, ya tengo unos años, pero eso no se puede remediar. Gracias por ser tan generosa conmigo, se intenta colaborar siempre que se puede y quiero dejar eso a mis hijos.

    Mai cuando murió mi madre ( y también con mi padre), lo que mas nos impresiono a las dos hermanas era la cantidad de gente que venia a darnos el pésame, muchos no los conocíamos, y nos comentaban: " siempre que teníamos un problema allí estaban tus padres, echando una mano" .
    Mi padre siempre nos decía que nos dejáramos llevar por nuestro corazón y eso es lo que siempre hemos hecho las hermanas y lo que intento transmitir a mis hijos.
    Mi hermana decía que esto de ser buena persona era como la elegancia, se tiene o no se tiene. elegancia no tengo ninguna de lo otro ya veremos.
    Tu tienes todo, elegancia, señorío, don de palabra y muy buen corazón y esto no es un maratón de echarse piropos, No rotundo, desde todo el cariño que te proceso y la amistad de tantos años te digo que eres una mujer muuu completa en todos los sentidos ( porfa no busques el termino en la RAE).
    Mira voy a cambiar de tercio, porque el teclao ya lo tengo limpio de secarlo, de lo que tu ya sabes … jeee.

    Me encanta esta receta, que sepas que mañana mismo voy a hacerlas y que he dejado en el frigo masa de tus galletas blancas porque este finde las voy a llevar donde a tu también llevarías un par de kilitos .
    Mai tus recetas son riquísimas, aun recuerdo ese pan con cominos negros …. y sin publicar.

    Bsss desde Almeria para los3

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jo…r¡¡¡¡¡ Ma,i menudo testamento he escrito …. pero que no me arrepiento ….bsssss

      Eliminar
    2. Por una vez y sin prometer nada para la siguiente, no acudo a la rae porque no quiero despegar mis ojos de tus palabras que como siempre llegan cargadísimas de amor y de afectos y es que a nosotras se nos ve desde lejos.. yo no sé si tú lo sabes.. yo sí... pero tengo el blog plagado de comentarios tuyos preciosos. p-r-e-c-i-o-s-o-s te lo digo yo que cuando no estoy curioseando por la rae me dedico a releer algunas entradas con sus comentarios, por supuesto, porque este blog se enorgullece de tener unos comentaristas de padre y muy señor mío... pero hoy, hoy es grandioso -ya lo decía yo- hoy eres capaz de removerme las entrañas con esa dulzura tuya aderezada con esa ironía tan a la andaluza que tienes que es algo precioso a rabiar... pues sí, hoy tenemos maratón de piropos :-D

      Que bonito que transmitas lo mejor de tus padres en tus hijos. Eres el hilo conductor entre ellos y eso es muy especial. Le da sentido a muchas cosas. Eres Fantástica:-)

      Un besazo y esos pacillos... que me había olvidado de ellos!!! esos caerán pronto, ya verás;)

      PD: yo tampoco me arrepiento.

      Eliminar
  10. Mai, escribes tan bonito, y con tanto sentimiento que venir a verte es salir de aquí emocionada.

    Yo llevo 3 años en el paro, el dinero no me sobra pero ... soy incapaz de dar la vuelta a la cabeza cuando alguien me pide para comer, y eso es lo que me pasó hace unas semanas cuando entraba al super a hacer algo de compra y en la puerta había 4 o 5 mujeres que me dijeron que si las podía comprar algo para llevarlo a un comedor social que hay aquí donde yo vivo. Así que le compré un paquete de pasta y otro de lentejas. Cuando salí del super y mi marido me vio increpó mi acción, diciéndome que me fío de todo el mundo y que como sabía yo que era verdad lo que me estaban diciendo, yo le respondí que lo había hecho con toda la buena fe del mundo.

    Y ayer sale una noticia de estas que te hierven la sangre, Denuncian que alimentos de Cáritas acabaron en una hermandad rociera (http://ccaa.elpais.com/ccaa/2013/11/27/madrid/1385548197_426219.html) te puedes imaginar ... la indignación crecía por momentos.

    Así que ... creo que hay que ayudar si ... pero ... de particular a particular, nada de intermediarios.

    Y del mismo modo si las compras se pudieran hacer de particular a particular, quizás las cosas cambiarían, y el mundo funcionaría de otro modo.

    En fín ... que me he liado y me he olvidado de tus galletas de nombre un poco impronunciables, jejeje, pero DELICIOSAS, será una de mis aportaciones a los dulces que elaboro para llevar a casa de la familia en estos días de Navidad.

    Un besazo muy grande Mai , estoy muy contenta de "conocerte"

    Pd. ¿Sabemos algo de Alexander?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mi querida niña!!! cuántas cosas! cachis! mira, yo también llevo muchos años en paró. Desde que recalé en Austria pero desde entonces me voy buscando mis habichuelas y en este tiempo he autoaprendido a hacer diseño gráfico como ya sabes y mira, poco a poco voy haciendo mis ingresos en casa. Te animo a no aceptar que estar en paro. Piensa que tienes suerte de dedicarte a la crianza de tus hijos y reinvéntate para ir buscando habichuelillas que nunca se sabe:-) ánimo! no te rindas.

      Por otro lado, nunca olvides que España es un país muy corrupto, tanto que mucha gente es corrupta y ni se lo plantea. Un país que como se robaba tanto y le daba mucho trabajo a la justicia está decidió dejar el robo a pequeña escala fuera del marco criminal.. con eso, queda dicho todo aunque podríamos hablar lustros! así que es algo que hay que aceptar. España roba. Entera, desde el párroco al carnicero que te sisa en la pesa hasta el policía de turno. De hecho, si tu dejas un bolso o un abrigo a la vista alguien, cualquiera se lo llevará -que no robará- porque te lo mereces, porque vas pidiendo a gritos que alguien se lo agencie... así que noticias como esa no te pueden sorprender ni desanimar a prestar tu ayuda. Lo que hay que ser es más duro con estas cosas. No dejar que salgan de rositas. Mira, admiro a estos europeos. Aquí también se roba y también entre ellos intentan ocultarse unos a los otros... alguno se ha hecho el remolón cuando se le ha pedido socialmente dimitir. Pero la gente, los medios de comunicación, todos, al unísono han dicho: fuera! hay gente muy importante que tras un escándalo de estos -menudencia para nuestra mentalidad- han desaparecido de la esfera social. Ni la prensa rosa se hace eco de su vida. Han desaparecido y nadie quiere saber nada de ellos.... mucho tenemos que aprender, de verdad...

      Y mientras aprendemos, es lo que dices. Cuando fracasan las instituciones es la gente la que debe ayudarse. Eso siempre ha funcionado y muchas sociedades sobreviven así durante décadas... tenemos que volver a ser más cercanos con nuestro entorno y obrar milagritos a pequeña escala:-)

      Un beso linda!

      PD: No cariño, la página sigue en blanco :-(

      Eliminar
    2. Sólo te diré MUACKS y REMUACKS !!!

      Besos, ojala algún día tengamos noticias del pequeñín

      Eliminar
  11. Hola! La receta y la reflexión navideña me ha encantado. Las galletas me las guardo para cuando rl tirmpo y mi peque me permitan hacerlas, y la reflexión la secundo, nos preocupamos más por gastar en Navidad que por mirar a nuestro vecino e intentar que su Navidad sea tan dichosa como la nuestra, cuando quizás a esa familia que tenemos cerca no le llega para llenar su mesa el 24....
    Y otra cosita, yo tengo el enorme placer, honor y orgullo de conocer a la queridísima Lola de Almería y no puedo tener sino elogios para ella y buenos recuerdos.... Cuántos buenos raticos me han hecho pasar ella y su hija Hermy en mi anterior trabajo. Un besazo Lola, si lees esto y un abrazo Mai

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Cristina!!!! Ay nada puedo decirte de Lola que tu no sepas. Y de Hermy! cachis! lista, hermosa y cariñosa... pero claro, de casta le viene al galgo :-)

      Un gusto conocerte y si aún acampas cerca de las tabernas para cuando baje nos vamos de desiertos las cuatro, a refrescar los calores con unas cañitas:-) Besos

      Eliminar
  12. Qué gustazo, muy Maite!!!
    En mi casa, hace tiempo, en navidad pollo. Pollo que mi aita (padre) y un amigo alimentan durante tiempo con maíz para luego comerlo en fiestas. Además, mi amatxu (madre) siempre me sorprende con alguna sorpresa que suele ser o menestra de verduras o sopita de pescado, sin grandes aspavientos. A mí me toca poner la ensalada, fresquita y divertida, eso sí. Y lo demás, cariño, muuuucho cariño, que es lo que hace falta cuando faltan tantos a la mesa y las navidades se hacen pesadas. Antes, B y yo escapabamos pero, desde que son todos muy mayore toca hacer compañía y aguantar el tirón con la máxima alegría.

    Me ha hecho gracia lo de solidaridad. Ayer mismo tuve una conversación sobre la palabra en cuestión. No teníamos claro cómo definir la solidaridad. Definíamos la solidarida pero, siempre aparecía un: si pero.......

    Concluímos que hay que ser solidario en el día a día, e incluso generoso (no de modo material)....etc

    Largo, Maite, largo hablaremos de esto al rededor de una taza de té.

    Un besazo y me llevo tus galletitas para navidad

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mi querida libélula,
      Yo siempre que te leo me emociono. Por muchas cosas y casi todas ya sabemos ambas el por qué. Que sepas a nosotros también nos gusta el pollo asado en navidad. Como pese a todo deseamos que sea especial porque es la noche que nos visita christkindl con regalos para todos y esto es algo que también nos empeñamos que Lucas sepa que los regalos se hacen en sus fechas concretas o en las situaciones que así lo requieren y nunca al tuntún.. decía, como el día es especial pues intentamos que el pollo sea especial así que pagamos más de lo normal por comprar una pularda del país, que no las queremos viajadas... por otra parte, por cosas del amor hace miles de siglos yo anclé mucho por San Sebastián y cada día que comíamos o cenábamos fuera yo pedía mi sopa de pescado. A veces era el fin de semana entero y me decían "te va a salir por las orejas" y yo contestaba "Aleluya". Lamentablemente nunca me salió por las orejas... con esto creo que queda claro lo mucho que envidio y comparto tu menú navideño...

      Nosotros hemos querido que Lucas crezca en las costumbres tradicionales así que papá noel no ha entrado nunca por nuestra ventana. Se cena, vamos al árbol y cantamos villancicos, los clásicos alemanes y cuando yo canto el ande la marimorena todos se parten de la risa... en fin, que cantamos para darle tiempo al christkindl a llegar... cuando está cerca (se oyen campanitas) es el momento en el que el papá o la abuela hacen desaparecer al niño. Gunter recuerda que de chico era cuando se iba a misa pero como nosotros no pisamos campo santo pues le bajamos a despejar la nieve de la puerta o a encender alguna velita en el rellano (todas las ventanas están llenas de velas para que el angelito no pase de largo) y mientras ponemos los regalos, abrimos las ventana y hacemos sonar la campanita momento en el que todos los niños de este país se dicen: cachis, de nuevo vino christkindl y no le pillé infraganti...

      El día que estemos delante de esa taza de té, volveré a contarte esta historia, prometido. En cuanto al mundo solidario, nosotros también hemos hablado en alguna ocasión sobre lo errado del término que obedece más a la interpretación que a la definición en sí que es bien clara. Ser solidario no es hacer una causa a tu antojo para supuesta ayudar a otro a quién nunca se le suele preguntar "qué deseas" . Es sumarse a su causa, seguir su estela y comerte tu afán de protagonismo. Es ayudar a lograr lo que otro necesita o comete... pasa lo mismo con los favores. La gente hace -hacemos, hago- favores a su antojo sin calibrar bien las necesidades del beneficiario y cuando erramos lo interpretamos como ingratitud. Lo fantástico de la ayuda es ser capaz de preguntar "cómo y con qué puedo ayudarte" el beneficiario ser capaz de concretizar con sensatez tu aporte... ejemplo: niña, ¿qué quieres tú mi arma pa'ser feliz? La Luna. Pos va a ser que no. Egoísta, mala amiga y mala mujé. Ingrata tú, pécora... y tú qué Luna asquerosa, mira la qué has lia'o. Que la apaguen que no se merece lucir que na'más que sabe hacé de sufrí... [y se oyen unas voces en off] esoooo, que la apaguen, que la apagueeeen! Y fin de la historia...
      Te suena? jajajajajaja!
      me cachis! un besazo querida mía!

      Eliminar
  13. Eres una abanderada de las causas solidarias,por eso y por muuucchas cosas más tú también me chiflas.
    Una reflexión sincera,profunda y muy de verdad,poqué tú eres muy de verdad,es tu esencia,tú mejor carta de presentación es la bondad,el compromiso,el saber estar y saber decir las palabras adecuadas en el momento oportuno.
    En casa las navidades las celebramos sin florituras excesivas,y sin manteles ni copas imposibles,ni comidas prohibitivas,seguimos manteniendo esa tradición con sencillez,pero juntos que es lo realmente importante.
    Sinceramente este año,hubiera gustado que pasaran de largo,los chicos ya son grandes,los padres mayores y personas queridas que lo están pasando mal,lo sábes, y claro van perdiendo su encanto y se vuelven más nostágicas...Peeroooo,gracias a alguna conjunción astral,un conjuro cósmico,o el amor, algo sucederá,que me hace muy feliz su llegada...
    Me pongo a pensar en unas galletas,que sean solidarias,ricas y entrañables.

    Cientos de besos Muacckksss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola guapa! la verdad es que no es una reflexión profunda. Es lógica y sencilla y por eso sería fácil de rescatar. Es cierto que son fechas en las que las ausencias y los que están malicos nos lo hacen pasar con pena. Por eso mismo tiene más sentido convertir nuestras celebraciones en algo más íntimo y entrañable que actúe como un bálsamo y no en fiestas ligeras de cascos que solo contribuyen a que nos sintamos culpables de puro materialistas inmersos en un lujo que no es el nuestro:-)

      un beso y mucho ánimo

      Eliminar
  14. Me parece una buena idea solidaria las recetas economicas navideñas, no hace falta gastarse fortunas para tener una buena cena
    que buena pinta, en mi casa la cena de navidad es sencilla, nos conformamos con poca cosa, siempre entre los aperitivos estan cosas que no son muy cara y nos gustan como son los esparragos, aceitunas, alguna lata dr pota(que poco me gusta este nombre para un pescado) en salsa negra o americana y unas gambas acompañado con algun aperitivo especial que lleve un tiempo de trabajo, y luego acabamos llenos y el principal acaba siendo el primero o segundo de la comida del dia siguiente.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Taim!
      Me alegro mucho que celebréis con tanto mimo. Un beso muy grande

      Eliminar
  15. Las cosas no están para bromas.

    Trabajo como voluntaria con personas sin hogar, y no te quiero contar nada porque lloramos juntas si lo hago. Además participo en un colectivo en el que hacemos un trabajo del que estoy super orgullosa: resolvemos nosotros mismos nuestras necesidades más urgentes: ropa mediante una zona de libre intercambio donde vamos dejando lo que no nos ponemos y cogiendo lo que no se pone la de al lado :) y alimentación mediante un sistema de recogida de alimentos de ciertos puntos donde nos lo ceden, alimento no vendible pero sí apto para su consumo, y así solucionamos parte de nuestra compra semanal.

    Ayer mismo me traje dos bolsas grandes de verduras y de fruta. Ahora tengo dos kilos de mandarinas que no sé que haré con ellos, y la despensa repleta de mermeladas :) porque aunque un trocito esté pocho, se quita y aquí aprovechamos el resto, sin remilgos ni tonterías.

    Hacemos muchas más cosas, en verdad, pero lo más tangible, además de los problemas de vivienda, es esto, y tengo pendiente contarlo en un post y colgar una receta solidaria que haré con la comida que me traigo a casa, pocha, fea, pero comida, que es lo importante.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Ana,
      La verdad es que nunca lo han estado. Siempre ha habido y habrá gente necesitada pero son tiempos en lo que debemos de estar mucho más activos ante tanta adversidad. Te felicito por tu trabajo y bueno, que dulzura y qué mimo el tuyo al hacer todas esas mermeladas para la gente sin techo. Bravo!

      Un besazo y enhorabuena!

      Eliminar
  16. ole la madre que te trajo al mundo. Queridisima Mai, felicidades, por tu exposición de lo que debería ser la cena de navidad, por tus explicaciones, por ser de las que hacen en vez de decir, por ser así, no cambies nunca. La causa ya la conozco, a la mayoria de l@s bl@s solidarios también, pero estas galletas no las conocía, así que me las apunto, pues tienen que ser verdadero pecado..... Besos gordos para tu familia. muakkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkk

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Pilar, amor! cómo estás! pues estas galletas son requetefáciles de hacer. y en un momento, así que anímate y ya verás:-) un beso y muchas gracias por tus palabras... ando a la carrera y aún tengo por contestar un par de comentarios tuyos que me gustaron mucho:-)

      Un beso

      Eliminar
  17. Pues apuntadico queda todo querida amiga porque me ha encantado: Las galletas las prepararé porque deben ser deliciosas pero también esa idea de la Navidad, y de la vida en general. Deberíamos aparcar un poco el consumismo (que en estos días se vuelve voraz) y las etiquetas y entender que la vida es como una noria: a veces arriba y a veces a bajo pero que nosotros, independientemente de donde estemos, seguimos siendo los mismos. Lo siento, tengo que volver a decirtelo aún a riegos de que Günter te diga que te pones pavita jajaja, eres MARAVILLOSA, AUTÉNTICA Y GENUINA.

    ResponderEliminar
  18. jajajaja! Ainsss María! qué alegría. Pues sí señor, nosotros tenemos que seguir siendo los mismos, esa es la chispa de esta historia. A mí me gusta gastar con a casi todo el mundo. Tener mis cosicas :-P mis detallines, mis caprichos. Pero en casa somos reaccionarios y nos fastidia que nos obliguen a ello... somos más felices desde que nos ponemos el mundo por montera y en especial mis piernas, que ya no se hinchan de estar el día entero en la cocina preparando el menú navideños. Ahora nos dedicamos todos más tiempo :-) y estas galletas son requete rápidas de hacer así que es una receta perfecta para celebrar: poco tiempo haciendo y mucho disfrutando...

    Besos!!!

    ResponderEliminar
  19. que buenas con nueces y canela.
    Un saludito

    ResponderEliminar
  20. Te seré sincera es de los días que según como me agobian mas....me encanta estar con mi familia, los amigos...pero esa obligación de tener que hacer un regalo porque toca...o tener que ir a tal sitio por que toca...arrrgggggg
    me encantan estas galletas....eres la reina!
    muuuuuuuaaaaaaaaaaaaaaa

    ResponderEliminar
  21. Hola mi Maite preciosa!!!! Cuánto tiempo sin pasar por aquí porque mi puñetero ordenador se me escacharró y no había manera de comentar ni de ver blogs ni nada. Ahora estoy intentando ponerme al día pero me queda muchoooo camino todavía.
    En primer lugar decirte que tus galletas me encantan,menuda pintaza tienen y aunque se que son un peligro para mí me arriesgaré a comerlas todas.
    Ainsss,tú y solo tú sabes como llegar al corazón de las personas,qué bonito escribes reina,y lo mejor es que no son solo palabras,que lo que dices lo sientes de verdad.
    Yo hace muchos años que dejé de hacer compras navideñas,prefiero regalar durante todo el año a mis amigos y familiares,cuando se me apetece y no porque sea Navidad. Otra cosa es que me gusta regalar cositas que hago yo con mis manitas,me parece que es lo más valioso que puedo dar.
    Respecto a la comida,poco varía del resto del año,no suelo comprar nada especial.Para mi lo más importante es estar con toda mi familia,disfrutar de su compañía y reírnos mucho,que eso sabemos hacerlo muy bien.

    Intentaré colaborar en esta bonita iniciativa que ya conocía,pero hasta ahora no he podido hacerlo.

    Cómo estás tú preciosa? Hace muchísimo que no hablamos y ya te digo que me tengo que poner al día!! Cuenta cuenta!!

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  22. He dado un vistazo a tu blog y me ha encantado, me quedo por aquí si me lo permites. Te invito a que visites el mio http://madamenaroa.blogspot.com/, saludos desde Uruguay, Sudamerica

    ResponderEliminar